Decir «No»: estrategias para aprender!

30 abril, 2024

Isabel Jiménez

La tan ansiada lluvia que cae con fuerza hoy, me ofrece un espacio de descanso y reflexión, ideal para escribir. (No es que no reflexione los demás días, pero tengo menos tiempo para hacerlo, porque como muchxs de vosotrxs sabéis, ¡¡juego intensamente a tenis!!)

Me inspiro en lo que traéis a las sesiones, en lo que observo y escucho a mi alrededor… Y este tema es muy recurrente, muy frecuente, un desafío muy difícil para muchas personas…

¡Decir NO!

Y decirlo con firmeza, con tranquilidad, con amabilidad, con confianza.

Decirlo sin culpabilidad, sin vacilaciones, sin automachaque.

O quizás con una mezcla de todo lo anterior… ¡No importa! Lo importante es que puedas decir «no» cuando lo necesites, respetar tus límites, atender tus necesidades vitales, físicas, emocionales, económicas, etc.

Quizás tú también hayas sido criado/a en la religión católica, que predica que hay que atender primero las necesidades de lxs demás, de lo contrario seras tachado/a de egoísta, de mala persona.

Obviamente en la vida te encontrarás en situaciones en las que será imprescindible obedecer, atender y ayudar a los demás (hijoxs, ancianxs, personas enfermas, jefes…). No se trata de caer en un egoísmo desaforado, sino en tener claro que tus necesidades son igual de importantes, como mínimo, que las de lxs demás. Negar este hecho y priorizar las demandas de tu entorno puede llevarte a situaciones de frustración, estrés, irritación difusa que no identificas con claridad (luego, tampoco la podrás gestionar adecuadamente).

Te propongo aquí algunas estrategias para decir «No»:
– Decir que «Sí» a todo, aunque no lo parezca, puede ser un acto de soberbia inconsciente, algo así como «Qué importante/necesarix/imprescindible soy». Observa si algo de esto se te mueve internamente… A la larga, ¡alimentar así tu autoestima sale muy caro! Reconocer y aceptar tus límites te ayudará a declinar encargos y tareas extras con más facilidad.
Es crucial que reconozcas tu valor y tu derecho a escoger tus preferencias y satisfacer tus necesidades. La compasión bien entendida empieza por unx mismx.
– Tienes derecho a tomarte tu tiempo para dar una respuesta, pídelo cuando lo necesites.
– Tienes derecho a decir «No» sin dar explicaciones ni justificaciones.

Ensaya fórmulas, añadiéndoles las capas de «politesse» con las que estés más cómodx:
– No, gracias. // No, gracias, no me va bien. // Lo siento mucho!! No me va nada bien hoy!
– No, no me apetece, gracias // No, lo siento, tengo otros planes, quizás otro día?
– No puedo, lo siento. // No puedo absorber más trabajo, por favor pídeselo a otra persona. // Lamento no poder ayudarte, no doy para más.
– No, no te puedo dejar dinero, lo siento. // Ahora mismo no tengo disponibilidad, lo siento. // Me pides XXX€, sólo puedo dejarte XXX€ (a tí de valorar), ¿cuándo crees que me lo podrás devolver?
– La fórmula que nos dejó el escribiente Bartleby, o algunas de sus variantes: Preferiría no hacerlo / Prefiero no ir hoy / Prefiero no hacer esto / Etc.

Mirando a los ojos, con una sonrisa, (si la situación lo permite), bien en contacto con tu autoestima, y quizás también en contacto con la inseguridad, pero siempre recordando: TENGO DERECHO.

Es de esperar que el o la demandante se sienta frustrado/a, o enojadx, o triste por recibir un «no», y también es de esperar que encontrará otros recursos para ver sus demandas atendidas – o no, así es la Vida…

¿Quieres explorar tus dificultades con este tema? ¡Pídeme una charla informativa gratuita! 

Puedes contactar conmigo aquí

 

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Suscríbete a mi Newsletter y obtén GRATIS el e-book: Claves para tu Bienestar.

 

Descubre cómo la Terapia Gestalt te puede ayudar a cultivar tus recursos personales para conseguir un mayor bienestar vital.

En el newsletter encontrarás ideas, sensaciones y reflexiones que te acompañaran en tu proceso.

He leído y acepto / He llegit i accepto

¡Gracias! Te has suscrito correctamente!

Pin It on Pinterest